lunes, 20 de noviembre de 2017

Reseña: La vegetariana, Han Kang

Resultado de imagen de la vegetariana han kang
Título: La vegetariana
Autora: Han Kang
Editorial: Rata
Número de páginas: 240
ISBN: 9788416738137
Precio: 19,5 €
Puntuación: 9,5

La vegetariana relata la historia de una mujer corriente, Yeonghye, que por la simple decisión de no volver a comer carne convierte una vida normal en una perturbadora pesadilla. Narrada a tres voces, La vegetariana cuenta el desprendimiento progresivo de la condición humana de una mujer que ha decidido dejar de ser aquello que le obligan a ser.
Este libro se sale tanto de los esquemas y de lo preestablecido que ni siquiera sé cómo hacer esta reseña. Intentaré explicar lo que me he encontrado y lo que me ha transmitido, pero os digo desde ya que tenéis que leerlo para sacar vuestras propias conclusiones.

Como dice la sinopsis, La vegetariana trata sobre una mujer corriente, que lleva una vida totalmente normal hasta que, de un día para otro, decide dejar de comer carne debido a unos extraños sueños que le impiden dormir por las noches.
Sin embargo, nunca vemos el punto de vista de la protagonista, Yeonghye, sino que la historia la cuentan las personas que la rodean: su marido, su cuñado y su hermana.

Y me diréis: pues muy bien, una mujer que se hace vegetariana. ¿Y qué? Pues que el libro no tiene nada que ver con eso, el hecho de que Yeonghye se haga vegetariana es sólo un símbolo, la autora busca transmitirnos mucho más con su decisión, y lo consigue con creces.

Este es un libro que reflexiona sobre la condición humana, sobre nuestra propia naturaleza, ahonda en sensaciones tan profundas que no tienen nombre, y que son muy difíciles de traspasar al papel, pero para mí, la autora lo consigue sin ningún esfuerzo. Su pluma es diestra y grácil como sus personajes, parece como si no le costara nada transmitir lo que busca, llena de significado y al mismo tiempo ágil y sencilla.

Sigo manteniendo que es muy difícil explicar lo que me ha hecho sentir este libro. Se lee muy rápidamente, pero te hace reflexionar todo el rato y, desde luego no te deja indiferente. Es erótico, perturbador, y, como ya he dicho antes, se sale mucho de lo que acostumbro a leer.

La historia va sobre una mujer que quiere dejar de ser parte del mundo, que rechaza la humanidad, rechaza la violencia, rechaza toda forma de vida preestablecida y busca fusionarse con la naturaleza, convertirse en parte de la tierra. Lleva a cabo su decisión en silencio y con calma, pero con determinación, mientras todos los que la rodean intentan hacerla cambiar de opinión, obligarla a comer o, en el mejor de los casos, no la entienden ni se esfuerzan por hacerlo.


En resumen: La vegetariana es un libro único que habla de temas tan íntimos que cada uno puede darle su propia interpretación, pero que desde luego remueve toda clase de sentimientos. 

miércoles, 15 de noviembre de 2017

Miércoles musical: OneRepublic



¡Hola lectores!

Hacía siglos que no traía una entrada de esta sección, y más aún que no hacía una sobre un grupo musical concreto, que no fuera sobre Disney ni sobre bandas sonoras de películas. 
Aunque ya tiene sus años, -se fundó en 2002- OneRepublic es una banda que he redescubierto hace poco. Siempre había escuchado sus canciones en la radio o en algún sitio, pero nunca me había puesto a escucharlo en condiciones y a informarme un poco más sobre el grupo. Cuando finalmente lo hice, me arrepentí de no haberlo escuchado antes, porque merecen la pena. 
Me ha costado horrores elegir sólo tres de todas sus canciones, pero he intentado coger algunas que son más nuevas y no TAN TAN conocidas como las típicas: 



Let´s hurt tonight, del último álbum Oh my my y banda sonora de la película La belleza oculta, que, por cierto, no me gustó nada. Eso sí, la canción es preciosa. 



All this time, del álbum Waking up. Es una de las  primeras que escuché suyas y le tengo especial cariño por ello.


Burning bridges, del álbum Native. 

domingo, 12 de noviembre de 2017

El color púrpura, Alice Walker

Resultado de imagen de el color purpuraTítulo: El color púrpura
Autora: Alice Walker
Editorial: Plaza & Janes
Número de páginas: 256
ISBN: 9788401491153
Precio: ?
Puntuación: 8,5

El Color Púrpura, cuenta, a lo largo de distintas décadas, la intensa vida de Celie, una mujer de la América rural del Sur. Forzada a casarse con un hombre brutal. Celie se retrae y comparte su desgracia sólo con Dios. Celie sufrirá una transformación gracias a la amistad que comparte con dos extraordinarias mujeres, adquiriendo la autoestima y la fuerza que necesita para perdonar.
El color púrpura nos presenta a Celie, quien al principio del libro es una chica de 14 años negra que vive en América del Sur. Aunque no dice época, he leído varias reseñas e información y debe de estar situado a principios del siglo XX, cuando ya se había abolido la esclavitud, pero el racismo era el pan de cada día.

Sí, este un libro sobre negros que trata de denunciar el racismo, está claro. Pero más que eso, para mí ha sido sobre todo un libro feminista, que trata de denunciar, principalmente, el machismo. Celie es negra, pero también es una mujer. Así que imaginaos cómo debía de ser su situación.

Este libro es muy duro desde el minuto uno. Ya en las primeras páginas, vemos cómo la situación de Célie es desesperada: su madre ha muerto, y su padre la viola repetidas veces, dejándola embarazada dos de ellas y después vendiendo a sus hijos. Además, al cabo de un tiempo su padre parece que empieza a interesarse por su hermana pequeña, Nettie, a la que Célie adora.
Al poco tiempo, Célie es forzada a casarse con Albert, un hombre todavía más brutal que la maltrata física y psicológicamente y que la trata como si fuera su criada, y es separada de su hermana Nettie, a la que no vuelve a ver en años.

Puede que con esta premisa os echéis para atrás porque penséis que va a ser demasiado duro. Sí, lo es, pero lo que más me ha gustado de El color púrpura es que también está lleno de esperanza y de felicidad, no todo es horrible en este libro.

El libro está contado en forma de cartas de Célie a Dios, narrándole todo su sufrimiento y su día a día. Hay numerosos saltos temporales y de pronto, de una carta a otra han pasado cinco, diez, veinte años, cosa que me despistaba un poco.

Me sorprendió que hubiera tantos personajes femeninos fuertes, la verdad. Esperaba ver una realidad más deprimente, con la mayoría de las mujeres que aparecieran sometidas al hombre, y me he encontrado con un buen elenco de mujeres que simplemente hacen lo que les viene en gana.
Primero mencionar a Célie, que sufre una evolución notable, cosa que me encantó. Aunque durante gran parte del libro la vemos sumisa y apocada, también protagoniza algunas escenas que te hacen querer levantarte de la silla y aplaudir.
Después está Shug Avery, la amante del marido de Célie. Es una cantante negra que fuma, viaja, bebe, conduce, se acuesta con quien le da la gana y no deja que nadie le tosa. La influencia de este personaje sobre Célie es inmensa,  y para bien.
También otros personajes como Sofía o Mary Agnes demuestran en numerosas ocasiones que no se dejan achantar por nadie y que son dueñas de su vida.

Lo último que quiero mencionar, y que también me sorprendió muchísimo, es la relación que hay entre las mujeres en El color púrpura. Durante todo el libro muestran una camadería y un sentimiento de hermandad que pocas veces he visto en la vida real, lo cual es muy triste. Célie y Shug desarrollan una relación preciosa, y eso que son mujer y amante del mismo hombre. Lo mismo pasa con Sofía y Mary Agnes, mujer y novia respectivamente del hijo de Albert, Harpo. Aunque no se lleven precisamente bien, ante el machismo pelean codo con codo y se defienden como leonas. Me encanta.

En resumen: El color púrpura me parece un libro imprescindible, de estos que dejan huella y que no se olvidan aún mucho tiempo después de haberlos leído.
Resultado de imagen

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...